5 looks para ir vestido a la oficina en verano

¿Finales de julio y todavía sin vacaciones? ¡Ya somos dos! Pero no te preocupes porque a continuación vamos a ver unos consejos que nos harán la vida más fácil este caluroso verano.

Sabemos lo duro que es trabajar en esta época, pero todavía lo es más vestirse para estar a gusto en la calle a 30ª grados y en la oficina a 20ª. ¿Crees que es imposible verdad? Pues con estos 5 básicos te vamos a demostrar que no tanto:

Polos de punto: es un básico muy funcional ya que permite acompañarlo de una americana ligera para momentos más formales y a la vez, sin americana, disfrutar de la manga corta sin necesidad de acorbatarnos. Podemos decantarnos por lisos de colores veraniegos o arriesgar un poco más con algo de topos o rallas.

 

Pantalones chinos: combinados con camisa blanca y americana. ¡Nunca falla! Apuesta por tejidos más ligeros como el lino y el algodón y si crees que encaja, incluso puedes combinarlos con una camiseta básica en tonos pastel. Últimamente este tipo de pantalón se lleva un poco arremangado y sin calcetín, pero esto de enseñar el tobillo ya es cosa de cada uno.

Mocasines: aquí sí o sí te recomendamos no usar calcetines, o en su defecto usarlos invisibles. Se trata de un calzado muy cómodo que nunca pasa de moda pero se va reinventando, así que puedes encontrar sin problemas desde el más elegante hasta el más informal. Si crees que tu lugar de trabajo te lo permite, puedes arriesgar con unas alpargatas, bien combinadas pueden darle un toque muy sofisticado a tu conjunto.

Foto de Fossman – Via Domitia C/ Muntaner 463

Sombrero: quizás nos lo imaginamos más para cuando por fin nos toque ir a la playa pero nada más lejos de la realidad. Un buen sombrero bien transpirable puede protegernos del calor en nuestros trayectos callejeros y evitar así que el sudor caiga por la cara y el cuello (no es nada agradable, ¿verdad?). Además, si escogemos bien, este complemento puede redondear y añadir valor a un look a priori un tanto soso.

Foto de Fossman – Via Domitia C/ Muntaner 463

Traje claro: si ninguna de las propuestas anteriores te convence quizás deberías ir a lo seguro y apostar por un traje. No es lo más cómodo para el verano pero sí lo más elegante, así que dispuestos a sufrir almenos hagámoslo con dignidad: tonos pastel, crudo, camel, beis o azul en una gama más clara que el marino, y en tejidos veraniegos tipo lino, seda, o algodón. No te aseguramos que no pases calor pero sí que a tu jefe no le de un infarto al verte entrar por la puerta.

Si tienes algún tipo de duda o sugerencia, puedes contactarnos como siempre a través de nuestro teléfono 934 14 24 81, email info@fossman.es y redes sociales (facebook e instagram). ¡Te esperamos!

Por | 2018-07-25T08:58:14+00:00 julio 24th, 2018|Artículos|Sin comentarios

Deje su comentario